Blog Liévano - Joyería Liévano

Vaya al Contenido

116 años de la Joyería Liévano

Joyería Liévano
Publicado en Liévano · 5 Enero 2020
116 años de la Joyería Liévano


Este año la Joyería Liévano celebra su aniversario 116. Es un motivo de celebración y de orgullo para la familia que ya lleva 4 generaciones en el negocio del lujo. Ha sido una historia emocionante y queremos compartirla con todos nuestros grandes acompañantes y seguidores.

Les contaremos a continuación, este relato familiar que tiene como resultado la consolidación de una de las joyerías tradicionales más importantes de Colombia.

La historia de la Joyería Liévano comienza a un costado de la plaza principal de Bogotá en la plaza de Bolívar. Inicia con la construcción de un icono de la arquitectura bogotana: el palacio Liévano. En 1903 se construyó el Edificio Indalecio Liévano, popularmente conocido como el Palacio Liévano y actual edificio de la alcaldía. Ahí nació el Almacén del Día, nombre con que se fundó la Joyería en diciembre de 1903.

En ese entonces, se vivía una época en que el progreso era el tema recurrente entre los bogotanos. En 1900 ocurrió el incendio de las Galerías Arrubla que se ubicaban donde hoy se alza el Palacio Liévano y fue a partir de este incidente que Don Indalecio Liévano Reyes decidió promover la obra de un edificio que fuera un verdadero aporte para la ciudad. Un edificio que enorgulleciera a los bogotanos.

Fue así como encargó el diseño del edificio que llevaría su nombre al arquitecto francés Gastón Lelarge y otorgaría la supervisión de la obra al arquitecto capitalino Julián Lombana.

La construcción del edificio Liévano permitió a los bogotanos de la época disfrutar diariamente de las comodidades que ofrecía el inmueble y deleitarse con una  arquitectura de inspiración francesa.


El Almacén del Día era administrado por los hermanos Enrique, Félix y Nicolás Liévano Daníes, hijos de don Indalecio Liévano Reyes: matemático, ingeniero y astrónomo colombiano.

Tenía como norma ofrecer en cada artículo la calidad más sobresaliente. De esta manera se empieza a gestar la que es hoy la misión de Joyería Liévano: acercar a los colombianos al lujo de acuerdo a las últimas tendencias del momento según la pauta de los centros mundiales de lujo.

El 18 de julio de 1948 muere Don Enrique Liévano Daníes quien había asumido la administración de la firma. Sus hijos Enrique, Jorge e Ignacio Liévano Ricaurte continúan con la firma bajo el nombre “Enrique Liévano e Hijos” en honor a su padre. Es aquí donde ocurre el primer cambio generacional.

Entre 1965 y 1976 se inaugura la joyería de la Carrera 15 con Calle 90 y el local en Unicentro bajo el nombre de “Joyería Enrique Liévano”. La impecable calidad de su servicio personalizado y el magnifico diseño de sus joyas le otorgan un lugar especial dentro de la vida bogotana. Empieza a conocerse como "Joyería Liévano" nombre que conserva hasta el día de hoy.

En 1983, se suma a la joyería la tercera generación: Don Camilo Liévano Laserna, Ingeniero Industrial y Gemólogo Alumni de la GIA. Se involucra en la administración de la joyería junto a su padre Don Ignacio Liévano Ricaurte.


El miércoles 28 de marzo de 1990 Don Ignacio Liévano inaugura un nuevo local para la joyería en el Centro Comercial Hacienda Santa Bárbara. Y 9 años más tarde,  el 23 de Julio de 1999 la Federación Nacional de Comerciantes entrega el Mercurio de Honor a Joyería Liévano en reconocimiento por su labor comercial ininterrumpida durante 96 años en Bogotá.

Comprometidos con ofrecer el mejor servicio, después de 40 años de recibir a sus clientes en su joyería de Chicó, la joyería traslada esta sede al Centro Comercial Andino a finales del 2004. Un año antes, la firma celebró su centenario.

Bajo la dirección de Don Camilo Liévano Laserna, 116 años y tres generaciones después, Joyería Liévano sigue acercando a los colombianos al lujo y a las últimas tendencias de la moda.

Con una exquisita selección de joyas en oro de 18 quilates, diamantes certificados y piedras preciosas elegidas una a una, Joyería Liévano recibe a sus clientes de toda la vida y a todo el que quiera acercarse a conocernos, en su tradicional Joyería del Centro Comercial Hacienda Santa Bárbara.



Regreso al contenido